Latest News

MÚSICA TODO EL DÍA

..........................

sábado, 25 de agosto de 2018

Lo que la prensa “ocultó” de la inauguración de la Línea 2B del Metro


Roberto Valenzuela 

Desde que me quejé que las crónicas periodísticas estaban “flojas”, que no recogían la esencia del histórico acto de inauguración de la Línea 2B del Metro de Santo Domingo, varios colegas me dieron la razón. Mas otros, actuando con ligereza y mala fe, se adelantaron a propagar una vil mentira en la radio y la televisión: que los reporteros del Palacio Nacional obviaron detalles del acto porque están en una nómina del Administrativo de la Presidencia. Y dijeron la palabra favorita de algunos opositores: “son unas bocina pagadas”. Eso es una falsedad, pues las cosas que se dejaron de decir en las crónicas (por la razón que sea), por el contrario, favorecen al Gobierno y al presidente Danilo Medina. 

Ningún redactor narró que al Presidente le creó malestar que varias personas, incluido uno apodado “La Bocina” y el que se ha hecho famoso con el nombre de “Tony Balaguer”, lanzaran consignas a favor de la reelección. 

Además de que pedían “cuatro años más para el Presidente”, molestaban o ensalzaban a algunos funcionarios: les voceaban “¡ese si es bueno!” o “¡ese si es malo!”. A uno que insultaron fue al buen amigo René Polanco, alcalde de Santo Domingo Este: “¡Ese síndico si es malo, ese si es malo!”, repetían. 

Era evidente que rompían la solemnidad de la inauguración de una de las obras más importantes del Gobierno. Medina le hizo seña con las manos que pararan las voces a favor de la reelección; igual hizo el cura-párroco encargado de bendecir la obra, que, con evidente molestia, abría los brazos como expresando que ese evento no era para eso. 

Hubo un momento que se vio cuando el gobernante, como sintiendo vergüenza ajena, habla con el ministro Administrativo, licenciado José Ramón Peralta y, al parecer, le manifestó su queja o le pidió que tratara de controlar a los que voceaban. Se vio cuando Peralta habla con alguien de la seguridad. 

Al “Tony Balaguer” lo invitaron a salir del lugar; como se opuso, lo sacaron… Él gritaba a la prensa que lo estaban “maltratando” y que le estaban “coartando” el derecho a hablar. 

Se observó cuando varios miembros de seguridad intimaron al que se le conoce como “La Bocina” de que debía guardar silencio o de lo contrario iba a correr la misma suerte del imprudente, del tal“Tony Balaguer”. Se ve a “La Bocina” que le hace una seña a Peralta, y se pone el dedo índice en la boca, como manifestando que hará silencio. El acto se desarrolló de forma normal. 

Hay que decir que no es la primera vez que el presidente Medina se molesta por lo inoportuno que puede ser en un momento determinado oel desazón que produce la gente voceando reelección.Creo que por sentido común no es mala la promoción de un gobernante y de sus obras de gobierno; y que la gente de forma espontánea lance consignas a favor de su reelección; pero a veces la prudencia aconseja que no es el lugar ni el momento para eso. Y el presidente Danilo Medina es un estratega político que domina el arte de la prudencia. 

Un detalle que las crónicas en los diarios tradicionales y canales de televisión no resaltaron es que por primera vez en seis años de Gobierno, y en un acto de inauguración, el presidente Medina habla del expresidente Leonel Fernández. Lo hizo para resaltar que el Metro de Santo Domingo es una iniciativa de Fernández y que las actuales autoridades dan continuidad a los asuntos de Estado. 

Aunque me quejé de que las crónicas no dijeron lo que pasó en el acto, debo reconocer que la televisora oficialista canal cuatro hizo una excelente cobertura, donde no se les escaparon los detalles que les conté y otros que por cuestión de espacio no puedo recoger aquí. Eso tumba la teoría de que los redactores que obviaron parte de lo acontecido en el evento lo hicieron porque están en una nómina del Palacio Nacional, como se ha querido mal informar.    



« PREV
NEXT »

No hay comentarios.

Publicar un comentario